Una de las consecuencias más terribles de la pandemia que estamos viviendo es la inestabilidad económica de miles de personas en el mundo. Esto se debe a que hay negocios que se las han visto mal para lograr librar esta racha que nos ha traído el 2020. De cualquier manera, como seres humanos tenemos instinto de supervivencia y hacemos hasta lo imposible por sobrevivir. En el caso de las empresas, ese instinto se traduce en buscar quien compre nuestro producto o servicio, para que nosotros como empresarios podamos subsistir y ayudar a otros. Por eso, en el post de hoy te daremos algunas pautas para redefinir el acercamiento con tus clientes tras la pandemia.

En posts anteriores, te hemos dado algunos consejos y recomendaciones que puedes aplicar para mantener el contacto con tus empleados y tratar de sortear un poco la crisis. Sin embargo, el cliente es una pieza muy importante para cualquier empresa. ¿Te habías puesto a pensar antes de que todo esto sucediera en la relevancia que tienen los clientes para que tu negocio funcione adecuadamente?

Una de las características básicas de un negocio, independientemente de lo que venda, debería ser contemplar no sólo las necesidades del cliente, sino las emociones. Ahora mismo estamos envueltos en un mar de ellas porque todos perdimos algo estos meses y las emociones que sentimos se han vuelto parte de nuestra cotidianidad.

Los clientes se vuelven el centro de atención

Por esta razón, señalan algunos expertos en marketing, tras la cuarentena (algunos dirían desde ya) será imperativo considerar el factor emocional a la hora de acercarse a un público para concretar o iniciar un proceso de venta con los consumidores. Las empresas deben buscar la forma de conectarse con sus clientes aun estando en casa. Deben volverse empáticas con la gente y tratar de generar vínculos a través de la empatía y las emociones.

No sólo se trata de ver a todos como un cliente que comprará un producto, sino verlo como una persona que quiere una experiencia y tu empresa se la ofrecerá mediante tus productos.

Considerar las emociones de los clientes, te abrirá paso

Si a lo anterior le sumamos los hábitos de consumo, los empresarios se están viendo obligados a repensar qué quiere decir ofrecer y vender cualquiera que sea el servicio o producto. Esto se puede arreglar con el vendedor directo y el área de servicio a cliente. ¿Cómo? Haciéndoles ver que el buen trato al cliente debe ser lo primordial en un acercamiento de venta.

Las personas ahora se han vuelto más sensibles en cuatro meses que en siglos atrás. Así que están atentas a la honestidad de su proveedor y a la empatía que le brinde la empresa. De esta manera generarán confianza suficiente para comprar o se sentirán seguros de manifestarse en caso de tener algún problema con su compra.

Así que no huyas ni evites los problemas del cliente respecto a la relación que tienes o tendrás con él. Lo mejor es comprometerse y ayudar a resolver sus dudas de manera honesta y empática. Esto permitirá que ellos se sientan protegidos de alguna manera y te prefieran a ti en lugar de a tu competencia. Recuerda tener siempre un acercamiento que inspire confianza y respeto. Tomando en cuenta las emociones como un factor importante en  tu empresa, podrás redefinir el acercamiento con tus clientes tras la pandemia.

WellTalent se preocupa por ti, por tu empresa y por tus empleados. Por eso, ponemos a tu disposición nuestra plataforma para acercarte a los mejores profesionales wellness sin violar las normas sanitarias por la contingencia. Regístrate con nosotros y descubre todo lo que podemos ofrecerte.