Desde hace ya un par de añitos se ha venido hablando de la cosmética natural y los beneficios que tiene para la piel. Actualmente, esta tendencia de belleza ha adquirido una fuerza bastante grande, no sólo por ser natural per se, sino también porque es amigable con el medio ambiente, ya que no se manufactura con químicos ni nada que pueda dañar al ecosistema, además de nuestro organismo. Por estas razones, los productos de cosmética natural son tan buenos. Si te interesa saber otros beneficios y tener alternativas para tus clientes, sigue leyendo que aquí te daré 6 razones para apostarle a la cosmética natural y dejar las fórmulas químicas.

Primero vamos con los compuestos que encontramos en los productos naturales para la belleza, entre los cuales nos encontramos con aceites vegetales, como almendra, aguacate, oliva los cuales se obtienen tras triturar la semilla o fruto para que éste suelte sus aceites. También encontramos los aceites esenciales, que generalmente provienen de una mezcla de diferentes tipos de plantas o flores, árboles y semillas, como el de lavanda o eucalipto.
Otro componente son las frutas, las cuales no sólo son buenas para nuestra alimentación, sino que, al ser una fuente importante de vitaminas y en algunos casos antioxidantes, resulta bastante buena para la piel.
No nos olvidemos de las arcillas, las cuales se obtienen de distintos tipos de tierra y aportan minerales para la piel.

Entre las ventajas que nos da utilizar ingredientes naturales en lugar de productos químicos nos encontramos con las siguientes:
1. Aportan nutrientes, vitaminas, minerales y antioxidantes que son necesarios para el cuidado de nuestra piel.
2. Ya que nos dan nutrientes esenciales, nuestra piel tendrá un mejor aspecto. Lucirá natural e hidratada sin tener que aplicar mil productos.
3. Los riesgos por efectos secundarios son mínimos. Algo que no pasa con otros productos industriales, los cuales al provenir de elementos sintéticos pueden resultar agresivos para el organismo.

4. Da mejores resultados a largo plazo. Efectivamente los químicos suelen funcionar más rápido que los productos naturales, pero si medimos la efectividad a largo plazo, definitivamente lo natural lleva las de ganar. Incluso mejorando tu alimentación notarás cambios en tu piel, aun sin aplicar productos naturales.
5. Uno de los beneficios definitivamente es económico pues son productos que puedes obtener en cualquier mercado o supermercado, en tiendas naturistas o droguerias. Son bastante accesibles y duran varias aplicaciones pues las cantidades para su uso suelen ser mínimas.
6. Hay una razón más que realmente vale la pena y está relacionada con el anterior. La cosmética natural, al ser realizada con productos orgánicos (en el sentido de no artificiales) que puedes comprar en cualquier lado, promueves un comercio justo con los comerciantes y productores locales. Además aportas un granito de arena para cuidar del medio ambiente y promover lo mismo con tus clientes.

Recuerda que una vida wellness no sólo es sinónimo de alimentarse bien y hacer ejercicio, sino que es un concepto mucho más amplio que abarca desde eso, hasta mejorar nuestra relación con nuestro entorno. Por esta razón al utilizar productos naturales para uso cosmético o de belleza, aportas más a tu propio bienestar e indirectamente al de otros a tu alrededor. No sólo tus clientes se verán beneficiados (además de agradecértelo), también todos aquellos negocios a los que comprarás lo necesario para crear tus cosméticos naturales.

Si quieres trabajar con los mejores y te interesa promover este tipo de acciones, entonces no lo pienses más! Regístrate en WellTalent y deja que nosotros encontremos el empleo de tus sueños.